Evacuación de aguas residuales

Waste water evacuation

La mayoría de la población cubana, emplean para la evacuación de los residuales las fosas y las letrinas, lo que representa aproximadamente un 42,62 % de cobertura. Esta situación le confiere al servicio de saneamiento mayor complejidad al depender las fosas del uso de camiones limpia fosas de diferentes marcas y modelos, con un elevado consumo de combustible, accesorios y piezas de repuesto importadas. Aproximadamente un 17,49 % no cuentan con cobertura de saneamiento, representativos mayoritariamente de las zonas rurales más alejadas. Para acometer las desobstrucciones mecanizadas se cuenta con un parque de 67 camiones alta presión (CAP) de marcas y modelos diferentes, con un coeficiente de disponibilidad técnica del 69 %.

Del volumen total de residuales evacuados a través de los sistemas de alcantarillado, fosas y letrinas (387,040 hectómetros cúbicos), recibe tratamiento antes de su disposición sólo el 31.85% (123,266 hectómetros cúbicos). En las zonas urbanas es predominante la presencia de fosas sépticas para la disposición de los residuales como tratamiento (previo) primario antes de su disposición al medio. Estos órganos, son causa frecuente de vertimientos de residuales por la (falta de mantenimientos e incorrecta operación por parte de las entidades o clientes propietarios). Su cifra alcanza las 673 536 en todo el país, de las cuales 110 069 (12 %) presentan un estado desfavorable, de ellas unas 26 655 fosas se presentan con estado crítico, las cuales requieren ser limpiadas en varias ocasiones.